MARIGUANO “JALABA LAS PATAS AL DIABLO” FRENTE A UNA PATRULLA

MARIGUANO “JALABA LAS PATAS AL DIABLO” FRENTE A UNA PATRULLA
Fue al bote por atrevido
Echaba humo apestoso hasta por las orejas
HUAUCHINANGO, Pue.- 14 de octubre de 2017.-NSN.- Daniel “N” de 17 años de edad es el nombre y la edad del mozalbete quien presumiendo de su libertad para consumir enervantes, fue detenido por elementos de la Policía Municipal cuando al pasar fumando frente a ellos les llegó un fuerte tufo con olor a “petate quemado”.

Los hechos sucedieron en días pasados en la colonia La Mesita, al sur de la ciudad, cuando elementos uniformados se encontraban en sus labores de vigilancia, sobre la calle Sagitario. Vieron caminar sobre la banqueta a un joven que despreocupado de la vida y como si nada importara fumaba, exhalando humo de manera arrebolada hasta por las orejas.

Si bien no le tomaron en cuenta, fue al pasar cerca de donde se encontraban parados los jenízaros cuando el viento les llevó un olor diferente al humo de cigarrillos de tabaco y sin duda tampoco era de orégano o epazote, sino de la archiconocida y combatida Cannabis Sativa  es decir, comúnmente conocida como mariguana.

El joven, pensando, tal vez que el consumo de la yerba habría sido autorizado en el país, a alguien se le olvidó decirle que su uso estaba restringido solamente con fines medicinales para contados y especiales casos, no así para uso y disfrute de cualquiera con fines recreativos.

Los policías le marcaron el alto al joven, que evidenciaba iba bien  “pacheco” y le indicaron que le realizarían una revisión a su persona. EL joven, sin hacerla de “tos”, se dejó practicar la revisión y entre sus ropas encontraron un envoltorio de hierba verde con las características propias de la marihuana y así mismo el contenido del cigarro, al igual que el olor a humo que desprendía  pertenecía también a esta hierba.

El muchacho fue detenido y le dieron lectura de los derechos que le asisten e informándole el motivo de su detención, por lo que fue trasladado a los separos de la comandancia municipal quedando a disposición del C. Juez Calificador, donde se le aplicaría la multa correspondiente o de acuerdo con la cantidad de enervante, que no dio a conocer la Policía, podría haber sido puesto a disposición de las autoridades federales.