HUAUCHINANGO SIN PLAN DE DESARROLLO MUNICIPAL E INMINENTE ALERTA SANITARIA

¡Buenos Días, Huauchinango!
HUAUCHINANGO SIN UN PLAN DE DESARROLLO MUNICIPAL DE INMINENTE ALERTA SANITARIA
Por El Huachi
La falta de un Proyecto de Desarrollo Municipal 2018-2021 que dé sentido, rumbo y orden al trabajo de la administración pública, en este caso encabezada por Gustavo Vargas, del partido de MORENA, propicia un franco desgobierno y evidencia que los dislates cometidos  por el alcalde sólo obedecen a su propia conciencia, como dijo.

No hay lugar a duda que a poco de cumplir con los Primeros Cien Días de Gobierno, la ciudadanía ignora qué rumbo tomará el municipio y de qué manera se van a encarar los más sentidos anhelos ciudadanos en un desarrollo armónico luego de que, en la actualidad, no se sabe si existe el mentado Plan.

Sin duda, la poca fe de Gustavo Vargas en sí mismo, sobre poder lograr en triunfo electoral que a todas luces se ve lo tomó no sólo desprevenido, lo muestra como un ignorante de las más elementales reglas del quehacer político y administrativo.

Un sujeto que se encuentra al frente de una Comuna y carece de un Plan Municipal de Desarrollo que pudiera presentar ante la población con sustento en los puntos de vista de los diferentes grupos que conforman el tejido social municipal lo hace vulnerable a que sus propios electores pidan su remoción del cargo y que sea otro, con capacidad de trabajo y conocimiento, quien se haga responsable.

Foros de Consulta, reuniones con los pueblos rurales, plática con grupos empresariales, campesinos, pueblos indígenas, mujeres, jóvenes, estudiantes, comerciantes, profesionistas, etc., deberían ya, a estas alturas, haber presentado ponencias sobre sus pretensiones para generar empleo, trabajo sostenible, vivienda, estudios, salud, ecología, caminos, servicios municipales, en fin, los proyectos más sentidos por la comunidad pero, no hay nada o al menos así lo parece.

En lugar de eso nos sorprende con acciones de gobierno que derivaron en la toma, por dos ocasiones, de la Presidencia Municipal.

Primero con trabajadores sindicalizados a los que pretendía cesar sin motivos además de no reconocerles su trabajo, algunos hasta de más de 25 años al servicio de la Comuna y pretender escamotearles la liquidación respectiva a que tienen derecho.

Luego, dos días después de que Huauchinango se volviera noticia nacional por esta toma de la alcaldía, de nueva cuenta fue bloqueada, pero esta vez por los Presidentes Auxiliares Municipales, Jueces, Inspectores y otras autoridades de los pueblos.

Gente que ha denunciado ser constante víctima de amenazas de Gustavo Vargas en primera instancia, para que no se metan en el proceso electoral para elegir a las próximas autoridades auxiliares y que él mismo pretende avasallar a estos pueblos con la imposición de candidatos “a modo”.

Tal como nos lo comentaron vecinos de Patoltecoya quienes dijeron que pretende imponer como Presidente Auxiliar a su hermano y cuando se les preguntó a cuál de todos, respondieron “al que todo mundo conoce porque es posible verlo como parte del paisaje de las escalinatas frente a la Casa de Cultura, donde está sentado todo el día…”

Pero por si algo faltara en este escenario kafkiano que vive Huauchinango, Vargas Cabrera justificó el tiradero de basura en el Recinto Ferial como una decisión de su conciencia, y que a la letra declaró a un diario de la ciudad de Puebla: “hice lo que mi conciencia me dictó”, e indicó que no tenía otra opción para depositar las 80 toneladas de residuos sólidos que se generan al día luego de que el Ayuntamiento de Zacatlán le prohibiera tirarlos en su relleno sanitario.

Lo que es aparte de obesa estupidez de su parte, que lo identifica como carente de conciencia, de buena fuente al interior del Ayuntamiento de Zacatlán y ratificado por personal del Ayuntamiento de Huauchinango, se supo que el edil de Zacatlán le daba seis meses para depositar allí la basura, pero Vargas Cabrera, tozudo, quería un año, lo que le fue negado y trató de forzar la situación con los resultados que vemos en la ciudad y afectan no sólo a miles de ciudadanos en la colonia El Potro sino a miles de estudiantes en las escuelas aledañas con los riesgos sanitarios que se derivan de todo eso. Conste